viernes, 12 de marzo de 2010

¿EL DESTINO?

Cuando empezamos los trámites de adopción la espera en China estaba en 6 ó 7 meses. La cosa se empezó a demorar en seguida y lo que preveíamos como un proceso de 18 meses (máximo) se convirtió en 48 meses. Pero todo esto ya lo sabéis.... Viene a cuento por que cuando los plazos comenzaron a alargarse pensé en cambiar nuestro expediente a Pasaje Verde. Mi marido nunca quisó, siempre le ha dado mucho miedo y se descartó. Pero me quedó esa espina: un hijo de Pasaje Verde.

Y la espera terminó... y me di cuenta de que una de las pocas posibilidades de tener el segundo hijo que siempre pensamos pasaba por Pasaje Verde. Los miedos de mi marido persisten y mi "espina verde" sigue clavada.

Será el destino o será el Hilo Rojo o del color que sea, pero mi "espinita verde" estaba en casa sin saberlo: Ayer le hicieron a Xiao la resonancia magnética. Tiene un tumor, parece que benigno sin mucha duda, que le oprime la médula y le tiene cortada ciertas terminaciones nerviosas, la de la vejiga al menos con seguridad. Ahora tiene explicación la debilidad de sus piernas y que no pudiese andar hasta que tuvo los dos años cumplidos. Por lo que me han explicado ese tipo de tumores oprime los nervios y, con el crecimiento, la presión varía de unos a otros. A veces varia para liberar y a veces para presionar.

El jueves volvemos al hospital y me reuniré con su pediatra y su urólogo que previamente habrán consultado con un neurocirujano de su hospital. En principio parace muy claro que la derivaran a otro hospital en el que haya neurocirujano pediátrico para ver si se puede operar.

Ayer se me vino el mundo encima. Aguanté el tipo como pude, por mi hija especialmente. Ya por la noche mi marido y yo lloramos juntos. La verdad es que no podía dejar de pensar que porqué a ella, tanto sufrimiento en una vida tan corta.... y entonces me acordaba de los que quedaron allí, en el orfanato, con problemones bien gordos y sin unos padres.... esos sí que han tenido mala suerte, no mi hija. Ella nos tiene a nosotros, y nos tendrá a su lado en todo momento.

Pero no puedo evitar que me duela profundamente. Sí, ayer se me vino el mundo encima y me está costando mucho levantarlo. Pero lo levantaré, eso seguro, por mi Xiao.

Lo que está claro es que en nuestro destino estaba un Pasaje Verde.... y aquí lo tenemos. Ya no hay espina.....

16 comentarios:

  1. muchos muchos ànimos! se fuerte, todo pasarà, un beso.

    ResponderEliminar
  2. Lo has dicho muy bien: Carmen os tiene a vosotros, que estaréis con ella en todo momento, dándole amor y cuidados. ¡Lo que es el destino!
    Estas noticias sorprenden y duelen, y nunca estás preparada para ellas, pero seguro que enseguida os recuperáis de este shock y ¡¡adelante!! Carmen merece que seáis muy fuertes, y lo sois.
    Vuestra pequeña valiente se recuperará, seguro, y ahí estáis vosotros para coger su manita y estar a su lado.
    ¡Mucho ánimo y toda la suerte del mudo!
    Y un abrazo muy grande para vuestra hijita, que ya camina hacia la recuperación!!
    mar

    ResponderEliminar
  3. Hola Carmen,
    Siento mucho que la espinita se haya tenido que ir por éste motivo, ojalá continuases con tu espinita...
    Espero que encontréis un neurocirujano que la pueda operar...
    Un beso gordisimo a los tres.
    Laura.

    ResponderEliminar
  4. ¡Cúantas veces intentamos burlar al destino, y no lo conseguimos!
    Tu hija tiene suerte por estar aquí, y tu también la tienes por tenerla a ella.
    Mucho ánimo.

    ResponderEliminar
  5. Mucho ánimo, Carmen. Dentro de lo malo piensa en que podía haber sido mucho peor. Ahora te toca luchar y ser fuerte, pero estoy segura que pronto todo esto sólo será un mal recuerdo.

    Bicos!!!!

    ResponderEliminar
  6. No sé si será el destino, porque no tengo muy claro que crea en él. Pero si la vida os a puesto en el camino de Carmen, creo que es para intentar compensar todo lo malo que le ha pasado hasta que os ha encontrado. Ahora supongo que es el momento de las "curas", de aliviar las secuelas, y de sustituir el sufrimiento por amor.
    La fuerza y el ánimo siempre están ahí, aunque sean escondidos, y por nuestros hijos ¿no sacaríamos fuerzas de cualquier sitio?.
    Que te anime y ayude saber que Carmen no podría tener mejores padres.
    Besos.

    ResponderEliminar
  7. Poco que decir... mucha fuerza, la peque se lo merece y, me sumo a los comentarios anteriores, valorad que ella está aquí, con vosotros y que estará en las mejores manos para curarse prontito!
    Un abrazo,
    Mariajo

    ResponderEliminar
  8. Claro que vas a levantar el mundo por tu Carmen, de eso no me cabe la menor duda. Tenéis trabajo que hacer, así que alimenta las baterías de dónde sea (si es de besotes y abrazos, mejor), y verás como todo sale bien.
    Un abrazo (pa ir ayudándote a recargar).

    ResponderEliminar
  9. Animo Carmen,

    Seguro que es operable y en unos meses como nueva. Los hijos son siempre mucho mas fuerte de lo que nos pensamos.

    Cuidaros mucho, sois unos padres fantasticos

    ResponderEliminar
  10. Mucho ánimo Carmen. Tenéis que estar fuertes y todo pasará. Carmen tiene unos padres extraordinarios y ella es una niña fuerte, piensa que es una superviviente en toda regla y pronto la operarán y se pondrá bien.
    Un besote muy fuerte para las dos Carmen.
    María

    ResponderEliminar
  11. Tu hija tiene la suerte de tener unos padres valientes y fuertes que la quieren hasta el infinito y además la suerte de poder acceder a buenos médicos, hospitales y rehabilitadores que van a poner todo se su mano para que todo salga bien.
    Mírala a los ojos seguro que ves en ella un amor y una felicidad difíciles de describir y eso se lo habéis dado vosotros.
    Mucho cariño y ánimo. Victoria

    ResponderEliminar
  12. Aqui o allá la vida nos pone en el camino rosas y alguna espina que nos hace precisamente más fuertes......y he ahi que Carmen muy pronto estara recuperada,pues para empezar y como muy bien tu dices ya tiene lo esencial que sois vosotros......besos
    Jose, M Carmen ,Mei y Carla Xiangrou

    ResponderEliminar
  13. Una familia verde. Un corazón verde. Un hilo verde que os unió a vuestra hija sin vosotros saberlo. Rojo y verde, entrelazados.
    Ahora vuestro corazón verde os ayudará a ser bien pero que bien fuertes. Por vosotros y por ella.
    Un abrazo fuerte

    ResponderEliminar
  14. Hola Carmen, me ha conmovido tu post, tu blog, tu lucha, tu fuerza, tu valentía... te he conocido hoy... y ha sido el regalo del día,... ya te he puesto en favoritos... soy creyente, creo en Dios y ...sólo decirte que te pongo en mi lista de intenciones, voy a rezar para que todo tenga un final bien bien feliz. Un beso.

    Ester

    ResponderEliminar
  15. Un beso muy grande para Carmen. No hay duda, vuestra hija os tiene y os tendrà siempre. Ánimos y que todo vaya bien.
    Esther, David, Farners PeiHong, Fiona y esperando.

    ResponderEliminar
  16. Hola Carmen,te encontré a través del blog de Merce,te mando ánimos,fuerzas a miles,y un enorme abrazo desde galicia,te diré que el destino es sabio y si te unió a tu "pequeña espinita"sin tu saberlo,es por algo,ya verás como todo sale bien,no soy especialmente religiosa pero si te diría que tengas fé,aún que sólo sea en ese destino que la puso en tus manos para que pudiese tener la opción de curarse y curarse,además acompañada de unos papás de corazón que se desviven por ella!!
    saludos
    paula y meseret

    ResponderEliminar